miércoles, octubre 10, 2007

Vi una luz al otro lado del rio

No podía dejar de postear...

Les cuento que acabo de llegar de la rueda de prensa de nada más y nada menos que mi adoradísimo Jorge Drexler!!!

Con mi falsa identidad periodística, logré sentarme en la segunda fila del Salón Torbes, ubicado en el Hotel Meliá Caracas... después de esperar un rato, por fin logro ver a ese hombre que tanto admiro!!

Venía llegando de Maiquetía directamente, sin almorzar ni nada, sólo café en el estómago.. y desde el primer momento fue la persona más amable, abierta, sonriente y espectacular que jamás haya visto...

El salón estaba repleto de verdaderos periodistas, menos yo, la fanática "infiltrada" que se quedó atontadísima escuchando la misma voz, la misma que canta suavemente "fusión", y la misma que ganó un Oscar por "Al otro lado del río"...

Drexler no es una persona cualquiera... va más allá... y eso lo demostró con cada respuesta, cada chiste y cada gracia... muchas preguntas se hicieron, en un ambiente donde reinó la buena vibra y sobretodo la HUMILDAD de este caballero...

Lo que más me causó gracia fue cuando le preguntaron:

- ¿Cuánto pesa un Oscar en el ego de un Latinoamericano?

Su respuesta sencillamente fue: "tres kilos doscientos"

Risas de la gente, la sonrisa de Drexler brillando... y yo atontadísima, tratando de creer que a tan sólo un metro de distancia estaba ese uruguayo que tanto me hace soñar...

Lo más bonito era que cada respuesta concluía en una reflexión, una hilera de prosas que bailaban como versos, al ritmo de la voz, de esa voz que tanto me hipnotiza... aun no puedo creer que escuché tan cerca la voz de Drexler..

Finalizadas las preguntas, corrí a ver si podía acercarme un momento.. no estaba fácil, todos querían lo mismo... finalmente, me colé detrás de la mesa y logré tomarme una foto.. lo máximo!!! pero máaaaaas máximo fue cuando le dije: "ahora voy a tener tu sonrisa en un rincón de mi salvapantallas" (como dice la canción) y al parecer le gustó mucho eso porque aparte de darme las gracias, me dio mi respectivo beso y abrazo...Dios!!!!

Temblé por unos minutos luego de ese momento...

Definitivamente, Drexler es el único hombre del que no me importaría que me dejara el baño lleno de barba... ya con escucharlo es suficiente!!!

Y mañana el concierto!!! (la foto la publico en un próximo post)

Au revoir!!!


2 comentarios:

Minhe dijo...

Ese Hombre de verdad que es fascinante, debe ser genial entablar una buena conversación con personas así que tienen tanto por dentro...no me imaginé que fueras fanática de el jejeje pensé que no existía en este país alguien común y corriente enterado de su existencia. Ya veo que no eres tan materialista como creia jejejeje

Mariselita dijo...

JAJAJA! no puedo creer lo que leí... a Vane no le importan los pelos de DREXLER!!!! JAJAJA! Cole TQ! Qué arrecho!